No al cierre de los Centros de Educación Especial

Imagen: Página web Comunidad de Madrid

Les pedimos más pedagogía y menos ideología” es el lema que utilizan cientos de madres y padres de niños con discapacidad que rechazan el cierre de los Colegios de Educación Especial. Reclaman al Comité Español de Representación de Personas con Discapacidad (CERMI) que no cierren estos centros a los que asisten más de 35.000 niños y jóvenes con necesidades educativas especiales.

Esta es la silla de ruedas que está revolucionando el panorama nacional, ¿Quieres saber más?

El CERMI defiende el cierre de estos centros de educación, alegando que estos colegios “segregan y discriminan” a los niños con diversidad funcional, apartándoles del resto de chicos de su edad. El CERMI elevó la propuesta de eliminar estos Centros Educativos al Consejo de Estado de Educación, centrando su argumento en un informe de el Comité sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de Naciones Unidas, que considera discriminatoria la existencia de la Educación Especial y la coexistencia de “dos sistemas educativos”. Informe que fue rechazado por España.

Por otra parte, muchos padres se niegan al cierre de estos colegios, afirmando que sus hijos tienen necesidades educativas especiales, que solo pueden suplirse en centros educativos de este tipo y con personal especializado. Alegan que “ellos si saben lo que es mejor para sus hijos y que, al menos, deberían poder elegir dónde quieren que sus hijos estudien”.

En la cuenta de Instagram de David, un chico con síndrome de Down, pueden verse más de 90 comentarios en una publicación que subieron él y su madre hace unos días. En ella, pedían al presidente del CERMI que por favor no “cerrase su colegio” porque él no estaría del todo cómodo en ningún otro. Defendiendo así, el derecho de toda persona a elegir el centro educativo donde quiere estudiar.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *