La inclusión laboral favorece no solo a las personas con discapacidad, sino también a los equipos de comunicación

La inclusión laboral favorece no solo a las personas con discapacidad, sino también a los equipos de comunicación

Cuando se le da la oportunidad laboral a una persona con discapacidad demuestra con creces lo preparado que pueden llegar a estar, además de, competente. Y esto también está presente en el ámbito de la comunicación. Esta es una de las conclusiones recogidas en el Informe Inclucom. Este fue impulsado por Dircom, Asociación de Directivos de Comunicación, junto a CERMI (Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad). Además del Ministerio de Trabajo, la ONCE, DOWN España y la Universidad CEU de San Pablo.

El estudio señala que solo el 26,4% de los encuestados trabajan o han trabajado con personas con discapacidad. Las principales barreras que impiden la inclusión laboral son los prejuicios. Además del desconocimiento de aquellos que no eligen a personas con discapacidad como posibles empleados. También se ha concluido que los profesionales del sector, 75%, que han trabajado con personas con discapacidad opinan que han aportado un valor diferencial al equipo. Ya que los líderes de los departamentos de comunicación deben ser inclusivos, con capacidad de capitanear talentos y capacidades.

Empleados con potencial demostrable

El perfil de las personas con discapacidad que trabajan en el ámbito de la comunicación, son redactores o técnicos. Los cuales tienen estudios superiores. Y los cargos suelen ser ocupados por personas con una discapacidad sensorial o física.

El informe también señala lo importante que es crear un entorno familiar educativo y estimulante para los hijos con discapacidad, este entorno enriquecido, los potencia, los hace creer y desear ser mejor y más ambiciosos. Sin límites para alcanzar un futuro donde se desarrolla nuestro potencial al máximo. También recoge que las personas con discapacidad si cuentan con los recursos adecuados, y hay accesibilidad en las redacciones pueden llevar a cabo cualquier tarea comunicativa. Solo hay que ser inclusivos. Porque “las personas con discapacidad aportan un valor diferencial al equipo”, señalaba el Informe Inclucom.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *